Monthey

Valais

Monthey Place Centrale (South)

Monthey Place Centrale (South)

Monthey - Central Square

Monthey - Central Square

Situada en una zona un poco a las afueras de las rutas estratégicas, la aldea de Monthey nació saboyana. Y si conoció a distintos jefes durante los siglos, el espíritu de las franquicias obtenidas en 1352 explica el buen humor a veces socarrón de la gente del lugar.

Pulsar en el mapa para detalles

Compartir contenidos

Gracias por su calificación

A esto se añade una configuración geográfica entre montaña y el lago propicia para las mejores diversiones. Sólo le falta el mar, podría decir uno, si hace falta absolutamente encontrarle algún defecto a Monthey...dijo un periodista francés de paso en la región. Guardián del cercano pueblo de Val-d'Illiez, la ciudad que es parte a la vez del Valais y del Chablais, e incluso un poco saboyana y borgoñona, se volvió industriosa con el tiempo. La aportación de los extranjeros venidos de zonas diferentes da de Monthey una idea de síntesis viviente y armoniosa. Aquí se cultiva de forma ventajosa un espíritu de abertura y tolerancia.

Situada en el centro de la región del Chablais y al principio de la Val d'Illiez, capital de departamento y económica del Chablais, se conoce por su carácter cultural y festivo. El centro de la ciudad cautiva a sus visitantes por su faceta histórica: en ella se encuentra el castillo con el Museo del Monthey Viejo y la leyenda del Gros-Bellet, el Viejo Puente en madera, que en su época vio desfilar a las tropas de Napoleón. El conocido Teatro de Crochetan, apreciado en la zona por encima de los cantones y el P'tit Theatre de la Vieze hacen que Monthey haga hablar y sorprender a muchos aficionados de espectáculos, conciertos y conferencias. Entre los acontecimientos importantes de la vida de Monthey hay que mencionar el mercado semanal del miércoles por la mañana bajo los plátanos de la plaza central y el tradicional carnaval, centenario, y que figura entre los más importantes de la Suiza francesa. Pero Monthey, con en sus alturas el escenario de Choëx y la estación de Giettes, puede ser también un punto de partida ideal para muchos paseos con esquís o a pie. Además, es un lugar deportivo, donde es posible curar el cuerpo y alimentar al espíritu, ya que tiene un notable equipamiento para la natación, el patinaje, el tenis, la equitación y acoge a muchas manifestaciones deportivas.

Para resumir, todo un arte de vivir que sin duda ofrece al visitante de un día mucho que descubrir y apreciar. Pero no es ésto lo único que seduce de Monthey. Es una pequeña ciudad que hace falta practicar, frecuentar, un lugar donde permanecer, un lugar que no tiene sólo un rostro, sino sobretodo un alma.

Seleccionar una vista diferente de sus resultados: